El Flamenco es para ella una forma especial de ver la vida, de vivir, de canalizar las diferentes emociones a través del cante, de transmitir.